• Leticia Ánimas Vargas
Las santeras salen al curato, abren un blanco y angosto ropero de madera lleno de bolsas de plástico. Las desatan para buscar la ropa que le pondrán a las imágenes que veneran.

Páginas

Suscribirse a RSS - Huauchinango