• Puebla

Alegría fue su apellido, ahora sus órganos dan vida

  • Claudia Lemuz
La policía de 28 años donó corazón, hígado, riñones y córneas; su madre clama ayuda para sus nietos

Puebla, Pue.- En cuatro años, una niña y un niño perdieron a su madre y a su padre policías. Sin embargo, en medio de la tragedia que enfrenta la madre de Yolanda Estefanía Alegría Román, accedió a cumplir la última voluntad de su hija, donar sus órganos.

Después de que le declararan muerte cerebral, este día en el Hospital de Ortopedia y Traumatología del IMSS se lleva a cabo una donación múltiple. Yolanda Estefanía, de sólo 28 años de edad, dio su corazón, hígado, riñones y córneas.

En medio del dolor y la desesperación que enfrenta su madre Leonor Román por la incertidumbre del futuro que le espera a sus nietos, Yolanda Estefanía regaló vida y esperanza a otras familias. Así como desde la cama de un hospital y en el lecho de muerte su hija ayuda a desconocidos, Leonor clama porque las autoridades hagan lo propio con sus nietos.

La abuela de los niños, una mujer de escasos recursos económicos no sólo le preocupa la parte económica en estos momentos, también la reacción de ellos ante tanta muerte. Hace cuatro años enterraron a su padre, hace un par de meses supieron del asesinato de la pareja de su madre, uno de los seis policías ejecutados en el municipio de Amozoc, y ahora, no volverán a ver a Alegría Román.

La mañana del miércoles, la oficial Yolanda Estefanía Alegría Román viajaba con sus compañeros en la unidad P-193, y con la civil de nombre Carolina C. Ese día, Eriandy E perdió el control del vehículo por conducir a exceso de velocidad. Ahora se espera una postura oficial, pero se sabe que Yolanda tuvo muerte cerebral.

Fue el miércoles de la semana pasada cuando se informó sobre un accidente aparatoso de una patrulla sobre el bulevar Xonaca y la calle 24 norte.

Esa mañana, la oficial Yolanda Estefanía Alegría viajaba con sus compañeros y una civil de nombre Carolina C, cuando Eriandy E perdió el control del vehículo por conducir a exceso de velocidad, de acuerdo con el peritaje oficial.

Tras el impacto del vehículo oficial con un muro de contención, ingresaron a Yolanda al Hospital de Traumatología y Ortopedia del IMSS, donde le declararon muerte cerebral por los daños irreversibles que sufrió.

A cinco días del trágico accidente, doña Leonor accedió a que desconectaran a su hija para llevar a cabo la donación multiorgánica.

Además del dolor por la muerte de su hija, le preocupa el futuro de sus nietos de 10 y 8 años de edad, porque tiene el antecedente de que tras la ejecución de los policías de Amozoc, las familias no recibieron ayuda. Sin dar mayores detalles, recordó que el padre de los niños murió también hace poco más de 4 años.

Manuel Alonso García, secretario de Seguridad Pública y Tránsito Municipal de Puebla, aseguró que la familia recibirá el respaldo del presidente municipal de Puebla, Luis Banck Serrato, pero están en espera del acta de defunción para iniciar el cobro de seguros como marcan los protocolos.

“Es difícil, nadie me va a poder entender, mi hija es muy joven y no sabía que estaba para donación de órganos. Yo no quería pero ella era muy noble, ayudaba a mucha gente. Siempre hemos inculcado en mi familia que hay gente que necesita, así sea un peso, debemos ayudar, y si ella decidió eso, y le gustaba su trabajo, yo decidí hacerlo. Se me fue mi niña, pero mucha gente va a vivir por ella y su pasión fue estar en la municipal. Yo les digo a las familias que mi hija va a salvar, que Dios los bendiga también”, manifestó doña Leonor.

Alegría fue su apellido, ahora sus órganos dan vida…

clh

Visitas: 1,213

Tags: 

municipios_interiores: 

Encuesta

¿Usted ha recibido apoyos del gobierno del estado en el último mes?